desdelapole.es logo

Cuando la perfección no es suficiente

Mercedes tira de galones en su gestión de estrategia en el Gran Premio de España de F1.
Max Verstappen rodando en el Gran Premio de España de F1 2021
Max Verstappen hizo un gran trabajo en el Gran Premio de España de F1 2021 - @redbullracing

Red Bull se erigió esta temporada como el último atolón que impediría a Mercedes pasar de puntillas por la era híbrida y su empeño está siendo demostrado cada Gran Premio por las manos del holandés Max Verstappen.

Así lo demuestran los datos donde Verstappen ha estado en todos los podios de la temporada y en lo más alto de uno de ellos en una ocasión. Datos que invitan a Red Bull a soñar con un mundial de constructores, algo que no consiguen desde hace ya demasiados años. Pero para conseguirlo necesitan de una palabra que usan a menudo en el garaje: perfección.

- Perfección para batir a Mercedes -

Mucho se ha hablado estos días en los garajes de la Fórmula 1 de que para batir a Mercedes se necesita hacerlo todo perfecto pero el Gran Premio de España nos ha dejado claro que la perfección no va a ser suficiente a menos que Mercedes cometa algún error, algo a lo que no se debería apostar.

Garras, ganas y corazón puso Verstappen en la salida de la carrera haciéndose tan ancho como la pista le permitió para adelantar a un Hamilton que poco más pudo hacer por mantener la posición. El trabajo del holandés estaba hecho y ya todo quedaba en manos del muro que debía trabajar en la estrategia.

Pero Mercedes no bajó los brazos y la pérdida de posición por parte de Hamilton parecía que hasta estaba en los planes del jefe de estrategia. No dudaron en ningún momento y actuaron siempre por delante de sus rivales haciéndose dueños de la carrera desde el primer pit stop. Con más de media carrera por delante ya habían ganado y Verstappen se veía incapaz de mantener la posición sabiendo que tarde o temprano serviría su cabeza en bandeja de plata para su enemigo.

Y así ocurrió. Hamilton ganó la carrera y Verstappen tuvo que conformarse con ser el más rápido a una vuelta para hacer menor la diferencia entre ambos pilotos; entre ambos equipos.

Cierto que todo está más ajustado esta temporada y que hay más opciones que nunca en toda la era híbrida de cambiar los colores del ganador y si hay un equipo capaz, ese Red Bull; si hay un piloto capaz, ese es Verstappen.